Significado del sueño de la fiebre – ¡Realmente es un sueño extraño!

Reviewed by Katina Tarver, MA (Mental Health and Wellness Counseling) , Life Coach Reviewed by Katina Tarver, MA (Mental Health and Wellness Counseling) , Life Coach Katina Tarver is a life coach, who has received her MA degree in Mental Health and Wellness Counseling, and a BS degree in Psychology. Su enfoque se centra en la salud mental integradora y el enfoque de bienestar en la psicoterapia y la salud conductual. También es coach de carrera, consultora y mediadora certificada para individuos, familias, parejas y pequeñas empresas. Es fundadora de la Fundación Building Stronger People y forma parte de la junta directiva del programa de salud mental y bienestar de US Dream Academy Houston. También es mentora en la Universidad Capella. Más información sobre nuestra Junta de Revisión

¡Fiebre Significado del sueño - De hecho, un Freaky uno!

¿Acabas de soñar con la fiebre? ¿Has intentado alguna vez relatar tus procesos de pensamiento y sentimientos mientras estás enfermo? La respuesta obvia para muchos de ustedes sería un «No». ¿Verdad?

Muchas veces soñamos con imágenes extrañas que son confusas y pueden hacernos sentir abrumados. Esto sucede cuando nuestra temperatura corporal es elevada y experimentamos un ataque de enfermedad.

¿Te encuentras mal y tienes una infección vírica? Entonces sigue leyendo para conocer los detalles del significado de los sueños con fiebre según la literatura científica.

¡Fiebre Significado del sueño - De hecho, un Freaky uno!

¿Qué es un sueño con fiebre?

RESUMEN Los sueños con fiebre son visiones nocturnas emocionalmente intensas y extrañas causadas por una temperatura corporal elevada debida a una infección vírica o bacteriana. Estos sueños simbolizan la ira reprimida, la sensación de desorientación, la falta de claridad, etc.

Todos hemos experimentado la fiebre en nuestra vida diaria; mientras luchábamos contra una infección causada por un patógeno en nuestro cuerpo. Los resultados de las investigaciones respaldadas por la ciencia han indicado que los sueños son más extraños en tiempos de una enfermedad.

Implica una serie de pensamientos, sentimientos y sensaciones mentales que simbolizan diversas experiencias desagradables y decepcionantes de nuestra vida de vigilia.

El sueño suele contener un elemento inconsciente de miedo, inseguridad e inadecuación personal del soñador. Siempre que la temperatura del cuerpo se eleva y supera los 99 grados Fahrenheit, se considera una subida.

Esta temperatura elevada es un mecanismo de defensa que el cuerpo utiliza para combatir la enfermedad y ayuda a la recuperación.

Por lo general, los sueños de fiebre se producen cuando la temperatura corporal es elevada y supera los 100,4 grados F; y se experimenta una fiebre con otros síntomas corporales como escalofríos, debilidad, dolor de cuerpo, dolor de cabeza que suelen acompañar a una enfermedad.

Los síntomas de fiebre alta pueden ser causados por:

  • Una infección viral o bacteriana
  • Demasiada acumulación de calor en el cuerpo debido al clima cálido
  • Inflamación o molestias junto con dolor en ciertas partes del cuerpo
  • Inoculación
  • Tumores o fibromas
  • Efectos secundarios de ciertos medicamentos, como los antibióticos
  • Baja inmunidad que provoca resfriados y tos
  • Neumonía
  • Gripe estacional

Para ser más precisos, la fiebre no es una enfermedad en sí misma. Más bien es la respuesta de nuestro sistema inmunitario a la enfermedad. Cuando el cuerpo lucha contra la infección y trata de curar el sistema desde dentro, tenemos fiebre. El calor excesivo que se genera en el cuerpo impide que el patógeno se siga replicando.

Naturaleza de los sueños de fiebre

Los sueños con fiebre son reportados como extremadamente extraños y suelen ser narraciones de la mente inconsciente.

Representan los recuerdos, las imágenes, los pensamientos y los sentimientos que están incrustados en el reino inconsciente y que se activan sólo cuando el cuerpo está cansado y agotado durante una enfermedad.

Se trata de pesadillas extrañas que el soñador siente como emocionalmente intensas y preocupantes. La mayoría de los sueños con fiebre reportados incluían temas aterradores en los que el miedo era el elemento clave. Todos sabemos que durante una enfermedad, el cuerpo reacciona de forma diferente y, por tanto, el patrón de sueño habitual puede verse afectado.

Cuando la temperatura del cuerpo oscila entre los 100,4 y los 102 grados F, el calor excesivo que se genera en el interior del cuerpo le pone en un estado mental inquieto y ansioso.

Es posible que empiece a sentirse agitado y abrumado ante el más mínimo desencadenante a su alrededor. Las características más evidentes de este tipo de sueños son

  • Temas de sueños raros y extraños
  • Tono emocional
  • Presencia de elementos temibles en el contenido del sueño
  • La paz interior del soñador está en juego
  • Prevalecen los sentimientos de inseguridad
  • Confusión
  • Falta de conciencia de lo que el soñador acaba de ver
  • Imágenes extrañas e intensas que indican una distorsión cognitiva
  • Cambios de humor
  • Irritabilidad
  • Estallidos de ira sin motivo aparente

Estudios científicos que apoyan los sueños febriles

Los sueños con fiebre son pesadillas intensas y cargadas de emociones negativas que se producen como posible consecuencia de la fiebre. Múltiples estudios sobre el sueño y los sueños han indicado que los sueños con fiebre son experiencias vívidas que pueden afectar al funcionamiento cognitivo mientras se duerme.

Algunos soñadores que han tenido sueños con fiebre nunca recuerdan el contenido de su sueño, pero otros pueden incluso recordar el tema durante años.

Los sueños febriles pueden ocurrir durante cualquier etapa del sueño, pero son más frecuentes durante la etapa REM (sueño de movimientos oculares rápidos). Se ha descubierto que las personas que se despiertan después de un episodio de sueño REM pueden recordar fácilmente los sueños.

Como los teóricos cognitivos afirman que los sueños transmiten mensajes de nuestra vida de vigilia, los sueños febriles no son una excepción. También contienen experiencias aterradoras, espeluznantes e inquietantes de nuestra vida cotidiana que se transmiten a través de la mente subconsciente durante el estado de sueño.

En un estudio realizado en 2013 sobre las «Experiencias de los síntomas de la fiebre en los pacientes», los científicos han descubierto que la fiebre provoca pesadillas que son extremadamente temibles y misteriosas.

De este estudio surgieron 11 temas de sueños y los participantes que recordaron haber soñado informaron de que tenían sudoración, sensaciones corporales no específicas, dolores de cabeza, dolores y problemas gastrointestinales.

En un estudio de 1968, los psicólogos estudiaron los efectos de la fiebre en la memoria y la cognición. Descubrieron que el recuerdo de los sueños de las noches de fiebre (recuerdo libre por la mañana) es menor que el recuerdo después de una noche de recuperación.

Por lo tanto, los datos sugieren que la capacidad de recordar disminuye debido a la alta temperatura corporal. (Referencia: Effects of fever on sleep and dream patterns – Karacan et al 1968). Otro estudio similar fue realizado por Smith, 2012a que sugiere que los sueños con fiebre pueden afectar la codificación de nueva información, la velocidad de la memoria de trabajo y el procesamiento semántico.

Son sueños intensos que también reflejan las experiencias de la vida real del soñador. El elemento inducido por el miedo en el tema del sueño son narraciones reales de eventos que el soñador ha experimentado en la vida de vigilia.

Las emociones negativas, las preocupaciones, los pensamientos y las experiencias insanas de la vida de vigilia se retratan en el tema del sueño, cuando el cuerpo está enfermo y cansado. (Referencia: Donshoff G.W 2003 – The scientific study of dreams: Redes neuronales, desarrollo cognitivo y análisis de contenido. Washington DC: American Psychological Association)

Síntomas de los sueños con fiebre

Cuando se sueña con escenarios extraños, se obtienen respuestas negativas después de despertarse. Pero la buena noticia es que los sueños febriles no son duraderos. Suelen mejorar a medida que el cuerpo se cura de la enfermedad y empieza a funcionar con normalidad.

Los síntomas típicos de los sueños febriles son

  1. Mayor inestabilidad emocional
  2. Pensamientos negativos e imágenes perturbadoras del pasado de recuerdos de la infancia que fueron tóxicos y dolorosos
  3. Alucinaciones después de despertarse (imágenes visuales que no están presentes)
  4. Pueden producirse distorsiones espaciales mientras se duerme, por ejemplo, la persona puede ver paredes que se mueven, objetos que se derriten, caídas desde un acantilado, sueños con nieve o escenas terroríficas de asesinatos, etc.
  5. Los participantes en trabajos de investigación sobre los sueños febriles han informado de que han visto insectos que les picaban, o animales salvajes que les perseguían, etc.
  6. Los temas habituales de estos sueños son imágenes de fuego, lava o incluso sangre.
  7. Sensación de sobrecalentamiento
  8. Falta de interacción social por parte del soñador porque permanece preocupado con pensamientos negativos
  9. Figuras humanas distorsionadas con manos y piernas largas (ejemplo típico de funcionamiento cognitivo distorsionado cuando se tiene fiebre)
  10. Paisajes desconocidos y aterradores en los que el soñador puede encontrarse vagando sin rumbo.
  11. La claustrofobia es un síntoma común en el que los soñadores pueden sentirse asfixiados e incapaces de respirar
  12. Imágenes aterradoras de oscuridad y sonidos extraños

Los síntomas de los sueños febriles son extremadamente abrumadores y perturbadores y la persona puede tener dificultades para volver a dormirse después de una pesadilla tan extraña.

¿Cómo son los sueños febriles?

Los sueños con fiebre son conocidos por ser extraños y temibles. Pueden desconcertar al soñador en poco tiempo. Al tener un tono emocional y estar llenos de pensamientos negativos, los sueños con fiebre simbolizan el estrés y las preocupaciones.

En un estudio retrospectivo realizado en 2016 sobre «la extrañeza en los sueños febriles: A questionnaire study», realizado por M. Schredi, Oliver Kuster y Anne-Devssa y publicado en el International Journal of Dream Research, se preguntó a 62 participantes sobre cómo eran sus sueños con fiebre.

Los participantes informaron de que sus sueños febriles eran pesadillas aterradoras con escenas extrañas que nunca antes habían experimentado. El sueño tenía un tono negativo e incluía mucha ansiedad y miedo en la mente del soñador.

Este estudio fue el primero que indicó que los sueños con fiebre son experiencias extrañas que pueden afectar al funcionamiento cognitivo del cerebro mientras duerme (Schredi, 20i6) Citándolo, «La elevada temperatura del cuerpo interfiere en la capacidad del cerebro para pensar; o el cerebro no funciona correctamente durante una fiebre alta.»

Tipos de sueño febril

Hay algunos tipos comunes de sueño que pueden acompañar a la fiebre y que han sido identificados por los participantes en estudios científicos en sueños vívidos relacionados con la fiebre y la enfermedad.

1. Imágenes de calor o fuego

En la mayoría de los contenidos de los sueños con fiebre, las personas declararon haber visto fuego. El fuego puede ser un incendio forestal, lava de volcanes o incluso una ola de calor. Esto ocurre porque el cerebro está conectado e identifica el calor del cuerpo como real.

2. Recuerdos de acontecimientos vitales estresantes

Los sueños con fiebre suelen ser espeluznantes y causan mucha inquietud y miedo. En realidad, se trata de un vistazo a esos pensamientos temerosos y reprimidos de la infancia que permanecen encubiertos en el reino inconsciente del soñador.

Algunas personas han comunicado su información personal durante la fiebre que de otro modo no habrían hecho, incluso han visitado pesadillas de la infancia que mostraban escenas de violencia, abuso y maltrato.

Las imágenes eran hirientes y heridoras, lo que inducía miedo y preocupaciones excesivas. También informaron de que sus imágenes desfavorables de la infancia volvían a aparecer en la edad adulta.

Los sueños febriles más comunes son las escenas de accidentes, la muerte y las escenas de abuso sexual. Los sueños son negativos y conducen también a la tristeza y la depresión.

En su «psique» se impregnaba una sensación general de malestar que se repetía cada vez que la temperatura corporal se disparaba por encima de los niveles normales.

3. Elementos de miedo en el tema del sueño

Los escenarios de sueños con fiebre son sueños negativos que dan mucho miedo, son extraños e inusuales. Las personas pueden experimentar criaturas extraterrestres, entornos diferentes y oscuridad con una sensación de estar atrapados y perdidos en el desconcierto.

Componente emocional de un sueño febril

Los sueños con fiebre simbolizan las emociones acaloradas que pueden quemarte por dentro. Representan la ira, la furia, los resentimientos, la frustración y todos esos estados acalorados de la «psique» humana que normalmente se reprimen en la mente inconsciente y nunca tienen la oportunidad de salir a la luz en la vida de vigilia, principalmente debido a la presión social.

Estos sueños no son como los sueños normales, que incluso pueden consistir en emociones positivas sin ningún tono negativo en ellos. Los sueños con fiebre siempre hacen que el soñador se sienta incómodo.

Siempre que se está enfermo, la mente y el cuerpo empiezan a funcionar de forma diferente a la normal y uno puede sentirse inquieto, cansado y abrumado. Por lo tanto, es importante que analices detenidamente qué es lo que te estresa en la realidad.

Tal vez estés descuidando un aspecto de la vida de vigilia que necesita más atención y conciencia. Necesitas pasar por un proceso de sanación y limpieza emocional.

Si te sientes acusado y amenazado por algo en la vida real, intenta resolver el problema, de lo contrario las emociones seguirán repitiéndose en el sueño.

En los sueños con fiebre, los escalofríos de estar en un estado de alta temperatura significan soledad, terror, sufrimiento, sensación de estar atascado y confinado sin saber cómo moverse en la vida. Por lo tanto, los sueños con fiebre son experiencias de pesadilla sin lugar a dudas.

Causas de los sueños febriles

La pregunta obvia que puede venir a tu mente es ¿por qué se produce un sueño febril en primer lugar? ¿Cuáles son las probables razones que se esconden detrás de una pesadilla de este tipo? ¿No es molesto ver esas imágenes perturbadoras de la nada?

Aunque las razones exactas de los sueños febriles no se conocen realmente o siguen siendo objeto de investigación. Estudiemos las causas probables de los sueños febriles en esta sección del artículo.

1. Termorregulación

La termorregulación es un proceso por el cual el cuerpo regula de forma natural la temperatura corporal en circunstancias normales. El proceso mantiene el calor corporal en un nivel óptimo para el correcto funcionamiento de los órganos.

Durante una infección viral o bacteriana, la temperatura corporal normal se dispara causando fiebre. La fiebre es una respuesta inmunitaria natural que significa que el cuerpo está luchando y recuperándose de una enfermedad.

El aumento de la temperatura corporal afecta a la calidad del sueño. El deterioro de la termorregulación provoca insomnio, sensaciones somáticas de dolor y letargo, además de inquietud psicológica, ataques de nerviosismo, ansiedad y malestar general.

Los estudios de investigación han demostrado que los sueños febriles son causados por el calentamiento del cuerpo; y como tal, el funcionamiento cognitivo del cerebro se ve obstaculizado. Una generación excesiva de calor en el cuerpo conduce a una distorsión del pensamiento y la memoria.

Sin embargo, durante el sueño REM, la termorregulación es menos eficaz y, por tanto, la mayoría de los sueños febriles se producen en esta fase. El hipotálamo es responsable de la regulación de la temperatura.

Cuando se tiene fiebre, el hipotálamo eleva el calor corporal y produce la respuesta inmunitaria para combatir la enfermedad. Por lo tanto, la causa principal del sueño febril, según los resultados de la investigación, resulta ser un aumento de la temperatura corporal y la generación de calor.

2. Acontecimientos vitales estresantes

El estrés puede provocar la hiperactivación de las células cerebrales. Altera la función normal del sueño al alterar el equilibrio entre el sueño y la vigilia.

Los resultados de la investigación demostraron que estar estresado está relacionado con un sueño deficiente porque genera verdaderas sensaciones de ansiedad y nerviosismo a menudo incontrolables. El estrés es algo que altera el funcionamiento normal del cerebro.

Provoca alteraciones y privaciones del sueño, dificultad para conciliar el sueño y para mantenerlo durante toda la noche. Durante un sueño febril, el malestar general provocado en el cuerpo por los escalofríos y los dolores perturba el sueño. También crea una sensación psicológica de entumecimiento y de vacío.

El soñador puede sentirse confuso y no saber si se trata de un sueño o si está en un estado consciente. Los sueños con fiebre simbolizan imágenes estresantes de la vida de vigilia.

Las posibles pistas dadas por los soñadores muestran que estaban soñando con algunos incidentes de la infancia, a menudo con dolor y ansiedad. El sueño era aterrador porque se sentían tristes después de ver tal imagen.

3. Mala salud del sueño

El sueño se compone principalmente de dos estados: el sueño NREM (etapa de movimientos oculares no rápidos) y el sueño REM (etapa de movimientos oculares rápidos). Aunque el sueño NREM cubre la mayor parte del sueño nocturno, también tenemos un sueño REM intermitente.

En la etapa REM, el sueño se convierte en una etapa de excitación y tiene un gran impacto en la salud psicológica. Aquí, la respiración y el ritmo cardíaco aumentan y suele compararse con una etapa de vigilia.

Debido a esta hiperactivación, la mayoría de los sueños se producen en esta etapa. Durante la fiebre, uno puede despertarse varias veces por la noche y al cerebro le resulta difícil mantener una temperatura y un funcionamiento óptimos. Por ello, no es raro soñar con imágenes extrañas.

4. Hipótesis de continuidad

Los estudios de investigación han afirmado que los sueños con fiebre, al igual que muchos otros tipos de sueños, siguen la teoría de la hipótesis de la continuidad. Esta teoría significa que los sueños febriles son intensos y negativos porque conllevan las emociones negativas asociadas a diversas experiencias dolorosas de la vida de vigilia del soñante.

Reichenberg et.al, 2001 mostraron que «los sueños de tono negativo podrían reflejar las emociones negativas de la vigilia». En otro estudio publicado en 2021, los resultados sugieren que los sueños febriles son más aterradores y están ligados a emociones negativas en comparación con los sueños normales.

Esto demuestra que los sueños febriles llevan continuamente el elemento negativo al estado subconsciente. Reflejan las experiencias no tan buenas de la vida cotidiana. Los sueños pueden causar irritabilidad y confusión al despertar.

¿Cómo detener los sueños febriles?

No existe una prueba completa ni un método único para detener los sueños febriles. Algunos teóricos creen que el control de la temperatura corporal puede ayudar a reducir la aparición de estos sueños.

Por lo general, el patrón de los sueños febriles es tal que se produce de forma involuntaria; no se puede hacer mucho para evitarlos o controlarlos.

Como la temperatura elevada altera el funcionamiento cognitivo del cerebro, los temas de los sueños pueden repetirse y seguir apareciendo a menos que se cure el problema de salud subyacente y se mejore con el tiempo.

La primera línea de tratamiento es reducir la fiebre y mejorar el estado de salud. Algunos remedios de autoayuda para reducir la aparición de los sueños febriles son

1. 1. Hidratación adecuada

Hay que aumentar la ingesta de líquidos y mantenerse hidratado siempre durante una enfermedad. Esto ayuda a mantener el cuerpo fresco y se puede mantener una temperatura óptima para el funcionamiento saludable del cuerpo y la mente.

2. Dieta saludable

Si estás enfermo y con fiebre alta, debes llevar una dieta saludable que sea fácil de digerir y que también te dé energía.

3. Descansa

Descansa lo suficiente siempre que sea posible. Si el sueño nocturno se ve interrumpido por la subida de la temperatura corporal, puedes intentar dormir también en otro momento del día; siempre que te sientas cansado o fatigado. Intente seguir un patrón de sueño bifásico.

Una buena cantidad de sueño ayuda al cuerpo a recuperarse de la enfermedad. También mantiene alejado el deterioro cognitivo, ya que puedes sentirte emocionalmente equilibrado y en paz contigo mismo.

4. Medicación

Puede tomar medicamentos para bajar la fiebre según lo prescrito por el médico.

5. Baño caliente

En épocas de fiebre alta, se puede intentar tomar un baño tibio para termorregular el calor corporal a niveles adecuados de forma natural.

6. El estrés a raya

Los sueños de fiebre pueden reducirse si se mantiene la calma y se alejan los desencadenantes del estrés. Cuando no se está bien, es aconsejable mantenerse alejado de las situaciones de ansiedad. Esto ayuda a eliminar los pensamientos y sentimientos negativos y te hace sentir mejor.

7. Construye vínculos saludables

Debes relacionarte con personas positivas que te ayuden a recuperarte bien. Emanarán vibraciones positivas a tu alrededor y te sentirás positivo y en sintonía con tus buenas emociones también.

8. Sigue un estilo de vida saludable

Debes seguir un estilo de vida saludable con una rutina preestablecida cuando te encuentres mal. Una rutina ayuda a tu cuerpo a recuperarse bien de una enfermedad.

Da energía al cuerpo y lo cura desde dentro. Si llevas una vida equilibrada, los sueños febriles no te molestarán tanto y sabrás cómo tratarlos.

Sueños febriles vs. sueños lúcidos

Aunque tanto los sueños febriles como los lúcidos muestran un alto valor de recuerdo y ocurren principalmente durante la fase REM del sueño, cuando el cerebro está muy activo, tienen algunas diferencias. La mayoría de los resultados de las investigaciones sugieren las siguientes diferencias entre ambos.

Sueños febriles Sueños lúcidos
Los sueños febriles se producen debido a la fiebre y casi siempre tienen una connotación negativa. Los sueños lúcidos no están relacionados con la fiebre
Crea una sensación de inquietud y ansiedad No siempre crea una sensación de ansiedad e inquietud
Ocurre espontáneamente sin el control del soñador Los sueños lúcidos ocurren cuando una persona es consciente de que está durmiendo y dentro de un estado de sueño. Por lo tanto, a veces son capaces de controlar sus sueños.

Sueños febriles vs. sueños lúcidos

Sueños febriles y pesadillas: ¿son lo mismo?

Aunque los sueños febriles y las pesadillas son temas de sueños aterradores e inducen mucho miedo y sufrimiento emocional, no son lo mismo.

Sueño febril Pesadilla
El sueño febril se produce como consecuencia de la fiebre. Las pesadillas no están relacionadas con ningún factor externo o físico. Pueden ocurrir simplemente como un producto de una mente imaginativa.
Se producen debido a un exceso de calor en el cuerpo que provoca distorsiones cognitivas y sueños. Las pesadillas pueden ocurrir debido al estrés y la ansiedad o a trastornos del sueño como la apnea del sueño y la narcolepsia.

Sueños con fiebre y pesadillas

¿Por qué los sueños con fiebre son siempre malos?

Los sueños con fiebre suelen ser estresantes e incómodos porque son extraños y sin sentido en cuanto al contenido extraño presente en el tema del sueño. Como el cuerpo está enfermo y cansado debido a la fiebre, la mente también aparece fatigada y enferma.

Tales sueños contienen imágenes emocionales de la vida de vigilia y las peores y dolorosas experiencias que el soñador suele tratar de evitar e ignorar.

Por ello, estos sueños se consideran malos y desagradables. Los sueños con fiebre son pesadillas causadas por una temperatura corporal elevada y esta elevación del calor corporal afecta a la cognición y a las emociones de forma indeseable.

La buena noticia es que los sueños con fiebre son breves y disminuyen a medida que el cuerpo se cura.

¿Cuánto dura un sueño febril?

Aunque los sueños con fiebre son perturbadores, no son perjudiciales en absoluto. Estos temas oníricos suelen desaparecer a medida que el cuerpo se recupera de la enfermedad.

Cuando la infección desaparece, el cuerpo inicia su proceso habitual de termorregulación (niveles óptimos de calor) y el cerebro también vuelve a su funcionamiento rutinario.

La ensoñación se produce durante un corto período de unos pocos días; tal vez de 3 a 5 días hasta que el cuerpo se recupera de la infección.

¿Se pueden tener más pesadillas cuando se está enfermo?

Si se padece una infección vírica, puede resultar difícil dormir bien debido a las altas temperaturas, los dolores corporales, los dolores de cabeza o un malestar general. La alteración de los horarios de sueño trae consigo imágenes de la mente inconsciente y la persona empieza a soñar con cosas inusuales y extrañas.

La mente cansada y la fatiga del cuerpo pueden provocar más pesadillas que en circunstancias habituales, pero esto todavía está en estudio y se necesitan más pruebas científicas para corroborar la afirmación en los próximos tiempos.

El enlace de vídeo que se ofrece a continuación describe los sueños febriles en detalle. Verifique.